Receta de Macarrones Gratinados de la Abuela: ¡Deliciosa!

¿Te encantan los platos caseros y llenos de sabor? ¡Entonces no te pierdas esta receta de Macarrones Gratinados de la Abuela! Una deliciosa opción para disfrutar en familia o con amigos, que hará las delicias de todos los comensales.

Para preparar esta receta necesitarás los siguientes ingredientes: macarrones, queso rallado, leche, harina, mantequilla, sal, pimienta y nuez moscada. La combinación perfecta para crear un plato lleno de sabor y con una textura irresistible.

En primer lugar, deberás cocer los macarrones en agua con sal hasta que estén al dente. Mientras tanto, en una sartén, prepara la salsa bechamel mezclando la mantequilla, la harina y la leche. Agrega sal, pimienta y nuez moscada al gusto.

Una vez que hayas preparado la salsa bechamel, mezcla los macarrones con la mitad del queso rallado y la salsa. Vierte todo en una bandeja apta para horno y añade el resto del queso rallado por encima.

Finalmente, hornea los macarrones gratinados en el horno precalentado a 180 grados durante unos 20-25 minutos, o hasta que el queso esté dorado y la superficie esté crujiente.

¡Y listo! Ya tienes una deliciosa opción para sorprender a tus invitados o disfrutar en familia. No te pierdas esta receta y disfruta de todo el sabor de la cocina casera.

Ingredientes Cantidad
Macarrones 500 gramos
Queso rallado 200 gramos
Leche 500 ml
Harina 50 gramos
Mantequilla 50 gramos
Sal Al gusto
Pimienta Al gusto
Nuez moscada Al gusto

¿Cómo preparar macarrones gratinados con bechamel?

Para preparar macarrones gratinados con bechamel necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 500 gramos de macarrones
  • 1 litro de leche
  • 100 gramos de mantequilla
  • 100 gramos de harina
  • 150 gramos de queso rallado
  • Sal y pimienta al gusto
Leer también:  Cómo Hacer Cabello de Ángel en Olla Rápida: Trucos y Consejos

Para comenzar, cocina los macarrones en agua hirviendo con sal hasta que estén al dente. Luego, precalienta el horno a 180°C.

Para hacer la bechamel, derrite la mantequilla en una sartén a fuego medio. Agrega la harina y mezcla bien hasta que se forme una pasta homogénea. Incorpora la leche poco a poco, sin dejar de remover, hasta que la salsa espese. Sazona con sal y pimienta al gusto.

Mezcla los macarrones con la bechamel y colócalos en una fuente para horno. Espolvorea el queso rallado por encima y hornea durante unos 15 minutos, o hasta que el queso esté dorado y crujiente.

Sirve caliente y disfruta de unos deliciosos macarrones gratinados con bechamel al estilo de la abuela.

¿Cómo hacer macarrones gratinados deliciosos sin carne?

Para hacer unos macarrones gratinados deliciosos sin carne, necesitarás los siguientes ingredientes:

  • Macarrones: 500 gramos
  • Queso: 200 gramos
  • Leche: 500 ml
  • Harina: 50 gramos
  • Mantequilla: 50 gramos
  • Pan rallado: 50 gramos
  • Ajo: 2 dientes
  • Cebolla: 1 unidad
  • Aceite de oliva: 2 cucharadas
  • Sal y pimienta: al gusto

Para comenzar, precalienta el horno a 180 grados Celsius. Cocina los macarrones en agua hirviendo con sal durante el tiempo indicado en el paquete.

Mientras tanto, pela y pica finamente la cebolla y los ajos. En una sartén, calienta el aceite de oliva y sofríe la cebolla y el ajo hasta que estén dorados.

Agrega la harina y la mantequilla a la sartén, mezcla bien y cocina por 2 minutos hasta que la harina se haya dorado ligeramente. Agrega la leche poco a poco, sin dejar de mezclar, hasta que tengas una mezcla homogénea sin grumos.

Agrega la mitad del queso rallado a la mezcla de la sartén y mezcla bien. Sazona con sal y pimienta al gusto.

Leer también:  Delicioso Pollo al Ajillo con Patatas al Horno: Receta Fácil y Rápida

Una vez que los macarrones estén cocidos, escúrrelos y agrégalos a la mezcla de la sartén. Mezcla bien hasta que todos los macarrones estén cubiertos con la mezcla de queso.

Vierte la mezcla de macarrones en un recipiente apto para horno y espolvorea el resto del queso rallado y el pan rallado por encima.

Hornea los macarrones gratinados durante 20-25 minutos o hasta que estén dorados y crujientes por encima. Sirve caliente y disfruta de esta deliciosa receta sin carne.

¿Cómo preparar macarrones gratinados con carne en casa?

Para preparar macarrones gratinados con carne en casa, necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 500g de macarrones
  • 500g de carne picada
  • 1 cebolla picada
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1 lata de tomate triturado
  • Queso rallado para gratinar
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta al gusto

Para la preparación:

  1. Cocina los macarrones en una olla con agua hirviendo y sal por 8-10 minutos.
  2. En una sartén, sofríe la cebolla y el ajo en aceite de oliva hasta que estén dorados.
  3. Agrega la carne picada y saltea hasta que esté bien cocida.
  4. Añade la lata de tomate triturado y cocina por 5 minutos a fuego medio.
  5. Mezcla los macarrones cocidos con la salsa de carne y vierte todo en una fuente para horno.
  6. Cubre con queso rallado y gratina en el horno precalentado a 200°C por 15 minutos.
  7. Sirve caliente y ¡disfruta de tus deliciosos macarrones gratinados con carne caseros!

¿Cómo hacer macarrones gratinados con bechamel y tomate?

Para hacer macarrones gratinados con bechamel y tomate necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 500 gramos de macarrones
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 400 gramos de tomate triturado
  • 50 gramos de mantequilla
  • 50 gramos de harina
  • 500 ml de leche
  • 150 gramos de queso rallado
  • Sal y pimienta al gusto
Leer también:  Receta de Costillas Miel Foster Hollywood: Deliciosa y Fácil de Preparar

Para preparar la receta, sigue los siguientes pasos:

  1. Cuece los macarrones siguiendo las instrucciones del paquete. Escúrrelos y reserva.
  2. Pela y pica la cebolla y los ajos en trozos pequeños.
  3. En una sartén, pon a calentar un poco de aceite y sofríe la cebolla y los ajos hasta que estén dorados.
  4. Agrega el tomate triturado y cocina durante unos 10 minutos a fuego medio. Añade sal y pimienta al gusto.
  5. En otra sartén, derrite la mantequilla a fuego medio. Añade la harina y mezcla bien hasta que se forme una pasta homogénea.
  6. Poco a poco, añade la leche sin dejar de remover hasta conseguir una bechamel espesa y suave. Agrega sal y pimienta al gusto.
  7. Mezcla los macarrones con la salsa de tomate y colócalos en una fuente para horno. Cubre con la bechamel y espolvorea el queso rallado por encima.
  8. Mete la fuente en el horno precalentado a 180 ºC durante unos 15-20 minutos, o hasta que el queso esté dorado y gratinado.

¡Y listo! Ya tienes unos deliciosos macarrones gratinados con bechamel y tomate para disfrutar en familia o con amigos.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.