Cómo Rebozar Calamares como en los Bares: Trucos de los Chef

¿Eres de los que ama los calamares rebozados y quieres aprender a hacerlos como los bares? ¡Estás en el lugar adecuado! En este artículo, te daremos los mejores trucos de los chefs para que puedas disfrutar de unos calamares crujientes y sabrosos en casa.

Lo primero que debes saber es que la elección del calamar es fundamental. Busca calamares frescos y de tamaño pequeño, ya que su carne será más tierna. Además, te recomendamos que los limpies bien antes de empezar a cocinarlos.

El siguiente paso es preparar el rebozado perfecto. Para ello, necesitarás harina, sal, pimienta y un toque de paprika o pimentón dulce. Mezcla todos los ingredientes en un bol y añade agua poco a poco hasta conseguir una masa homogénea y sin grumos.

El truco de los chefs para que el rebozado quede crujiente es añadir un poco de cerveza o agua con gas a la masa. Esto le dará un extra de burbujas y conseguirás una textura más ligera.

Una vez que tengas la masa lista, es hora de rebozar los calamares. Pasa cada uno por la mezcla de harina y luego fríelos en aceite caliente. Es importante que el aceite esté bien caliente (180ºC) para que los calamares queden crujientes y dorados en el exterior y tiernos en el interior.

Por último, te recomendamos que los sirvas con un poco de limón y alioli casero. ¡Verás cómo triunfas con tus amigos y familiares!

Ingredientes Cantidad
Calamares frescos 500 gramos
Harina 200 gramos
Sal al gusto
Pimienta al gusto
Pimentón dulce o Paprika 1 cucharada
Cerveza o agua con gas 100 ml
Aceite de oliva para freír
Limón y alioli casero para acompañar
Leer también:  Cómo Hacer Tortitas Sin Levadura: Una Guía Sencilla

¿Cómo ablandar los calamares para que queden tiernos al cocinarlos?

Para ablandar los calamares y que queden tiernos al cocinarlos, existen varios métodos:

1. Golpear el calamar: Antes de cocinarlo, se recomienda golpear suavemente el cuerpo del calamar con un mazo o rodillo de cocina. Esto ayuda a romper las fibras musculares y ablandar la carne.

2. Cocinar a fuego lento: Otra opción es cocinar los calamares a fuego lento durante un período de tiempo más prolongado. Esto permite que la carne se ablande y quede más tierna.

3. Usar una marinada ácida: Una marinada ácida, como una mezcla de limón, vinagre y aceite de oliva, también puede ayudar a ablandar los calamares. Deja los calamares en la marinada durante al menos 30 minutos antes de cocinarlos.

4. Usar bicarbonato de sodio: Mezcla una cucharadita de bicarbonato de sodio con agua y sumerge los calamares durante 30 minutos. Esto ayuda a ablandar la carne y a eliminar cualquier sabor a pescado fuerte.

5. Cocinarlos rápidamente: Por último, también puedes cocinar los calamares rápidamente a alta temperatura, como en una sartén caliente con aceite de oliva, para evitar que se vuelvan duros y gomosos.

¿Qué causa que los calamares queden duros al cocinarlos?

La causa principal de que los calamares queden duros al cocinarlos es la sobrecocción. El tiempo de cocción adecuado varía según el tamaño y la preparación del calamar, pero en general no debería superar los 2-3 minutos. También es importante no cocinarlos a fuego demasiado alto, ya que esto puede provocar que se sequen y queden duros. Por último, si se van a rebozar, es recomendable enharinarlos antes de sumergirlos en la mezcla de huevo y pan rallado, para evitar que absorban demasiado líquido y queden blandos.

Leer también:  Receta de Salsa Queso Azul Sin Nata: Deliciosa y Fácil de Hacer

¿Cuál es la mejor forma de ablandar el calamar para rabas?

La mejor forma de ablandar el calamar para rabas es mediante un proceso de congelación previo. Para ello, se debe limpiar y cortar el calamar en aros o tiras, y colocarlo en un recipiente hermético en el congelador durante al menos 24 horas.

Una vez que el calamar está congelado, se debe descongelar en la nevera durante unas horas antes de cocinarlo. Esto permite que el calamar se ablande sin perder su textura y sabor.

Es importante no descongelar el calamar a temperatura ambiente o en el microondas, ya que esto puede afectar su textura y sabor.

¿Calamares a la romana vs. calamares a la andaluza: cuál es la diferencia?

La principal diferencia entre los calamares a la romana y los calamares a la andaluza radica en su preparación y en los ingredientes utilizados en el rebozado.

Los calamares a la romana se suelen preparar con harina de trigo, huevo y sal, y se fríen en aceite bien caliente. El resultado es un rebozado crujiente y dorado, que envuelve unos calamares tiernos y jugosos.

Por otro lado, los calamares a la andaluza se elaboran con una mezcla de harina de trigo y harina de garbanzo, y se suelen añadir ingredientes como ajo, perejil o cebolla para darles un sabor más intenso. También se suelen cortar en anillas más gruesas que en el caso de los calamares a la romana. El resultado es un rebozado más crujiente y con un sabor más pronunciado.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.